Estamos probando

PEKIN.- El fin de la grieta tiene fecha: 22 de octubre. Ese día, segúnEmilio Monzó , la Argentina dejará atrás a una generación de dirigentes “predemocráticos”. Acostumbrado a decir lo que piensa, lo que le trajo incontables tensiones internas, el presidente de la Cámara de Diputados asegura que “el crédito de la justicia social se le agotó al peronismo”. Y refuerza la polarización en el escenario electoral: “Hoy Cristina refleja el pasado y Cambiemos, la expectativa del futuro”.

Los mensajes dentro de la escala de autoridad de Pro no dan lugar a dobles interpretaciones. Cuando se deja de estar al calor del poder, el frío inunda toda la estructura del que fue marcado. Eso le sucedió a Monzó. “La sinceridad es lo que me permite renovar los créditos cuando parece que estoy afuera”, dice en una entrevista con LA NACION. Pero ese tiempo ya pasó. Llegó la reconciliación y hoy es parte de la comitiva que acompaña al presidente Mauricio Macri por su gira asiática.